Cuidados,  experiencias,  Prendas de compresion

Mi odisea con las Medias de compresión

Son muchas de las chicas que me preguntan cómo fue el proceso de conseguir las medias de tejido plano que necesitamos las afectadas de lipedema para el preoperatorio. Mi caso particular fue una total odisea. Empezaré la historia desde el principio y al final haré un resumen y una lista de códigos que he ido consiguiendo de diferentes comunidades autónomas para las que necesiten ayuda para conseguirlas, así que si estas aquí para ir al grano, ¡ve directamente al final!
Comencemos:
Todo comenzó el día en que una fisio especialista en varias técnicas que me ayudaba con DLM, me recomendó usar medias de compresión a medida (años atrás había usado medias de farmacia, y sin mucho éxito). Fui a la ortopedia a informarme. La chica de la ortopedia me dijo que me las podía pasar el vascular de la seguridad social, que varias pacientes venían con receta para realizarlas, así que tras tomarme las medidas y pedirlas, me dio el código para que fuera al medico de cabecera, que me derivaría al vascular y así se las pedía a el. Eso fue en octubre del año 2017. Fui a mi medica de cabecera, le comenté que tenia lipedema, le mostré mis piernas, y al igual que le ha sucedido a otras muchas chicas, me dijo que esa enfermedad no existía, que yo no tenia ningún problema, que yo solo estaba gorda y que no tenia información suficiente para mandarme al vascular, que me mandaba como mucho al endocrino para que adelgazara, (y le faltó soltar un «gorda de mierda»).
Así que tuve que pagar las medias completas muy a mi pesar,  350€ que para colmo a penas pude usar, porque me las hicieron mal y los pies me apretaban y me sobresalían los dedos. Las medias que me hizo eran unas medias de tejido circular, entonces yo no entendía que hubieran varios tipos de medias, solo sabía que sudaba como una condenada y que tardaba en ponerme esas medias como 15 minutos.

Solicité el cambio de medico de cabecera, no podía tolerar que me llamaran gorda cuando yo ya sabía que tenía una enfermedad. Aproveché que tenía Sanitas para hacerme las pruebas que me fui informando que necesitaba, y que el Dr Burgos desde MedPlas, solicitaba para su consulta. Me visité con la Dra Cristina Puigdellívol, y sabía muchísimo sobre lipedema, ella me hizo los volantes necesarios para probar también que me entraran los masajes, pero no hubo suerte (esa es otra odisea que traté con Sanitas sin éxito ninguno) y también me hizo un informe, y me confirmo que esas medias que tenía me iban bien, pero las necesarias eran unas mucho, muchísimo mas duras.

No sería hasta julio de 2018 que conseguí cuadrar mis horarios par ir a la consulta del Dr Burgos quien me hizo un informe de que padecía lipedema, con el grado que tenía, le mostré las medias y me dijo que esas no valían, que no era el tejido necesario para el preoperatotrio, medias de compresión de tejido plano compresión II. Y me lo dejó todo bien escrito, con todo el informe de la enfermedad. Si hubiera aceptado operarme con el peso que tenia entonces, ya estaría operada con el (pero todo pasa por algo).

Así fue que fui a mi nueva doctora de cabecera, con los informes de la Dra Puigdellívol, con el informe del Dr Burgos de la Obra y con todas las pruebas vasculares que me había hecho por lo privado, y me derivó sin dudarlo al vascular. Ahora «SI» habían pruebas suficientes, a la vez que un interés médico abierto por las nuevas enfermedades desconocidas que iban surgiendo.

Fue en Julio de 2018 que tuve cita con el vascular en Bellvitge, y con el código y los informes tuve cita con él, le conté el tema, que me iba a operar, le conté el tema del lipedema, me miró las piernas, le dije el código que tenía que hacer para la receta y me dio el documento. Aquí en Barcelona se llama PAO, y con eso vas a la ortopedia, pagas 30€ y te las dan. Tienes derecho de 2 al año.

Nada mas tenerla busqué ortopedias por el Prat de llobregat (que es donde vivo) pregunté en un par y me dijeron que no lo hacían, incluso una me confesó que no las hacían porque era un marrón, nunca quedaba bien a la primera y el proceso era una tortura, y que me recomendaban que fuese al centro de Barcelona a hacérmelas y me recomendó un sitio. Igualmente, yo por comodidad, y por horarios seguí preguntando, y una óptica/ortopedia del Prat aceptó, me dijo que tenían la titulación y yo feliz me las hice.

Cuando llegaron, cual fue mi sorpresa al ver que el tejido era exactamente el mismo e incluso mas fino que las medias que yo compré un año antes, y me dijo «es que los tejidos cambian», yo recordaba que los doctores me habían dicho que el tejido era super duro, consulté a chicas en foros y me dijeron que no era, recordé que le mostré las medias que tenia a la Dra Puigdellívol y me comentó que eran mas gruesas. Así que fui de nuevo a la ortopedia a informarles que no eran las medias que yo necesitaba, y me dijeron que no se podían devolver, que estaban bien, que no mirase cosas y opiniones por internet, que cuando consultas «todo es malo» y por tanto insistir me dieron cita con la comercial y formadora de Medi España, una chica llamada Belén.

Belén me informó, me dijo que las medias estaban muy bien hechas y me confirmó todo lo que ya había investigado por internet sobre tejido plano y circular, incluso me enseñó unas medias de tejido plano para que viese la diferencia, me dijo que me recomendaba usar esas ya que iba a perder peso, pero claro, esas no eran las que necesitaba como preparatorio, y de usarlas tendría que esperar 6 meses a que me hicieran otra receta, o bien costeármelas yo, los prácticamente 400€ que vale.
Así que, volví a la ortopedia/óptica y les dije que las quería devolver, que esas no eran para lipedema, que no era lo que no necesitaba, que ya tenia unas parecidas. Más tarde entre tanta charla, me confesaron que pusieron el código de las medias que yo había pedido en el pasado, es decir… que ni miraron el de la receta.

Mientras tanto visité al vascular de la seguridad social para decirle de hacerme uno nuevo, y me decían que ellos no podían anularlos, que si era error de la ortopedia, ellos no podían hacer nada, que lo tenían gestionar ellos, porque si ellos me hacían otro PAO en admisiones, saldría rechazado porque tenia uno reciente.

Así fue, que ya entrado agosto, entre sus vacaciones y el del presunto departamento de devoluciones, encargados o yo que sé qué consigo devolverlas, tras haber estado todo agosto y medio septiembre con ellas. Con la devolución vuelvo a ir a dar la lata a la oficina del vascular y consigo que me vuelven a hacer otra receta.

Y con ésta si que fui ya al sitio que me recomendaron varias chicas que ya se habían comprados las medias de tejido plano, ahora ya tenia muchísima mas información, casi tenia un master de cómo eran las medias, había mirado por internet colores, tejidos, experiencias, etc…

Fui a GrauSoler y me atendieron genial, me dijeron que hacían bastantes y sabían de qué iba la cosa, incluso conocían la palabra Lipedema.
Llegué y y me llevé las medias para ponérmelas en casa. Cuál fue mi sorpresa cuando vi que me costó muy poco ponérmelas y que no notaba apenas compresión. Al día siguiente me las llevé a trabajar, y tras la experiencia, y tras haberlo comentado a algunas chicas de internet, fui a la oficina para que me las mirasen.

Las medidas que habían hecho eran muy distintas a las que la chica que me midió había solicitado, así que apuntó las diferencias, las guardo, me dijo que las trajera limpias y que las enviarían.

Así fue que tardó aproximadamente unas dos semanas. Estas si que me las puse allí, así comprobaría qué tal estaban y si las tenia que volver a pedir que me las cambiaran, pero las ví bien.

Cuando tuve cita en la consulta de instituto Ana Torres con Noemi Gonzalez, me confirmó que sí que eran esas medias, que estaban bien. Porque el tejido no estira horizontal solo vertical, justo para que «la grasa no ceda».

Mas tardé volvería a tener cita con la Dra Puigdellívol, en enero de éste año, y le mostré las medias y le dije que me operaría en Barcelona, para que me confirmase que las medias estaban haciendo su trabajo, y me dijo que sí, así que me quedé mas tranquila, ya que ya tenía fecha para operarme el 5 de febrero y me quedaba un mes para operarme! (Me hizo una receta para drenaje linfático en sanitas, cosa que no sirvió porque el DLM solo se acepta en casos de vasectomía…)

Y así fue mi odisea para conseguir las medias de compresión de tejido plano compresión II. No hay nada como saber, y en éste proceso aprendí mas de lo que creía, cuando fui a la ortopedia/óptica ¡ni siquiera sabía que existieran varios tipos de tejido!

De hecho tras operarme, descubrí que las medias de tejido circular que en principio llevé para ponerme nada mas operarme tampoco me servía porque eran poco elásticas, y me mandaron comprarme una faja de la marca VOE, que os hablaré de ellas en otro articulo.


Así que como os prometí, aquí va la lista rápida del procedimiento para pedir las medias, os agradecería que me dejarais en comentarios cómo hacerlo en otras comunidades autónomas si fuese diferente.

    • Ir al medico de cabecera con los informes de Lipedema de otros médicos y los estudios que os hayáis hecho, ecodoppler, linfogammagrafia, etc…
    • Pedir que os deriven al vascular.
    • Llevarle al Vascular el Código de la receta que os tienen que hacer y todas las pruebas también, en Barcelona el código PAO es: 04060680
    • Ir a una ortopedia que sepa del tema, de veras, no seáis ansias como yo, aunque tardéis mas en encontrarla y tengáis que hacer una hora o dos para llegar allí, os garantizo que eso valdrá la pena.
    • Disfrutarlas!

Códigos de recetas de otras comunidades autónomas:

  • Andalucía: 662 0
  • Madrid y Badajoz: 03060939 ó 03060933
  • Castilla la mancha: 03060939
  • Catalunya: 04060680 (Código PAO)

Y eso es todo amigas!!!
Hasta el próximo articulo!!!

Sígueme en:
error

7 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RSS
Follow by Email
Facebook
Facebook
Instagram